martes, 20 de enero de 2015

Anécdotas Celestes : Una temporada sin fichajes .




- Al paso de los años , el fútbol español se fue profesionalizando cada vez más . Los grandes se hacían cada vez más poderosos , fichando a futbolistas más destacados , mientras que los considerados " equipos modestos " tenían que afrontar las temporadas con arreglo a sus posibilidades económicas . El Celta siempre entró en ese círculo de los modestos de la Liga y tuvo que esforzarse mucho en sus operaciones . Durante muchos años en su historia , el equipo vigués , un grande de Galicia , pasó serios apuros económicos que derivaron en una profunda crisis .

Y así se llegó a la temporada 1955\56 . Después de atravesar una temporada de esfuerzos económicos para contratar jugadores como Manuel Guimeráns , Octavio Cerdá o José Suárez , entre otros , también surgieron bajas que aliviaron un poco la situación económica del club . Fue una plantilla que registraría numerosas novedades antes de iniciarse el campeonato de Liga . Entre ventas e incorporaciones , la directiva del Celta no lograría mejorar mucho la economía y eso se tuvo que corregir en la campaña 55\56 , en la que el equipo no contó con ningún fichaje , a excepción de la contratación del técnico Luis Urquiri .

El técnico Luis Urquiri , el único fichaje .
- Entre las numerosas propuestas y después de hacer una profunda valoración del expediente de cada uno , se contrató a Urquiri , quien ya había dirigido al equipo en la liguilla por la permanencia en 1953 .
Dos millones de pesetas de deuda en aquellos tiempos era mucha deuda . Así que se iba a comenzar una nueva participación en Primera " con lo puesto " .
Antes de que llegase Luis Urquiri pero con el informe del segundo técnico , Yayo , y del preparador físico Ernesto Pons , el presidente Manuel Prieto hizo pública la situación de la plantilla para la próxima temporada , concediéndose la baja a Dauder , Sansón , Suárez , Larrosa , Outerelo y Abal . El guardameta ( Dauder ) , que se había ofrecido para firmar en blanco , se fue finalmente al Hércules , mientras que Sansón haría lo propio por el Xerez . Uno y otro abandonaron el Celta muy dolidos por la decisión que había adoptado el club , pero la situación económica no era óptima .

Con contrato en vigor o sujetos a renovación quedaron los siguientes :  Adauto , Padrón , Manolín , Quinocho , Lolín , Cantero , Otero , Arranz , Eliseo , Ares , Artime , Gaitos , Pepe Villar , Juan Francisco , José Luis , Torres , Monchito , Gausí , Amoedo , Mauro , Olmedo , Cerdá , Azpeitia , Toñín y Hermidita .

Prieto , que asimismo había remodelado la junta directiva con la entrada de Pousa Lamas , Alonso Piñeiro , Figueroa y Castro , llegó a mostrar su gran preocupación por la desidia mostrada por algunos socios . Carnets por valor de 200.000 pesetas no habían sido retirados en los meses de Junio y Julio .
Después , con la llegada del entrenador , hubo problemas con los campos de entrenamiento , pues el terreno de Lagares no servía para entrenar , y así se lo transmitió Urquiri a los directivos célticos ante la inminente llegada de la competición .

Después de una serie de partidos amistosos para perfilar un equipo sin altas y con alguna que otra prueba para jugadores de la cantera , quedaba la difícil tarea de perfilar un buen once inicial para la jornada inaugural de Liga ante el Real Madrid . El equipo consiguió prepararse en Balaídos , y el inicio de Liga fue bastante esperanzador al derrotar los muchachos de Urquiri al Real Madrid de los Rial , Di Stéfano , Olsen y Molowny por 3-1 . Pero esa tónica no se mantuvo en las dos siguientes jornadas , donde el Celta salió goleado de Valencia por 6-0 y sucumbió ante Las Palmas por 2-1 .

Por lo demás , y a pesar de la falta de refuerzos , el cuadro céltico supo batallar cada partido de Liga manteniéndose en puestos de permanencia durante todo el ejercicio 1955\56 . La buena mano de Urquiri y la valía de los componentes de la plantilla hicieron que el celtismo viviese un año tranquilo , así como también se ahorró un buen dinero en innecesarias incorporaciones en cuanto a juego se refiere .

Donde si se echaron de menos los refuerzos fue en el apartado de las lesiones . Durante aquella temporada , el Celta no tuvo ni pizca de suerte . Los nefastos arbitrajes hicieron que el equipo vigués , acabase con inferioridad numérica en siete encuentros . Las lesiones mermaron el potencial del equipo , pero aún así se consiguió terminar la temporada fuera de los puestos de descenso .

El Celta mantuvo el tipo en la categoría sin la necesidad de hacer refuerzos en todo el año .

- Con la inclusión de jóvenes canteranos , el equipo supo salvar las dificultades en competición . Antes de concluir la Liga , otro jugador de la cantera , Albino , centrocampista del Club Turista , firmaba compromiso como amateur compensado . Solo quedaba por jugarse la Copa del Rey en la que al fin se fichó un futbolista , aunque por entonces la Copa era el fin de la temporada . Manuel Piñeiro , un central procedente del Caudal de Mieres , se convertiría en el primer refuerzo del Celta de Vigo tras un largo año sin fichar a causa de la lamentable crisis económica atravesada por el club .

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.